Acceso Premium

    Usuario:
    Contraseña:

Inicio
Vencer la tentación sucumbiendo de lleno en sus brazos

Para jugar el juego que mejor juego y que más me gusta

Con el paso de los años fui aprendiendo qué y cuáles son las cosas que me hacían sentir feliz. Al principio, siguiendo las experiencias de quienes nos precedieron en el arte de la pesca con mosca, hice muchos sacrificios para estar a la salida del sol, soportando temporales, navegando aguas peligrosas, vadeando ríos caudalosos, casteando frente a lagos inmensos y rotando santuarios históricos de bocas y desboques, intentando obtener la foto del trofeo, que trucha en mano nos inmortalizara en el fondo de pantalla de la PC del trabajo.

Pasaron los años y de a poquito, pasada la ansiedad de los acotados días para aprovechar la salida, aprovechando la cercanía de aquellos destinos que me parecían inaccesibles por los costos y los tiempos, pude finalmente, en virtud de haberme establecido en el lugar soñado, elegir los días, las mejores horas y los amigos queridos que sienten del mismo modo, para compartir la jornada.

A pesar de los costos impensados para acceder al equipo ideal, elegí la caña 5 de 4 tramos, cómoda, versátil, ideal para la pesca de los pequeños ríos y de los arroyos que no están inventariados en los manuales. Esos eran los ambientes en donde me sentía cómodo y donde la jornada se volvía placentera, independientemente de los resultados piscatorios, lugar donde arrimar el auto, armar las reposeras a la sombra y el reparo para tomarnos unos mates insertos en el paisaje maravilloso de las pasturas, los cordones montañosos y la meseta en todo su esplendor.

Hace algún tiempo, un viejo y querido amigo escribió sobre nunca subestimar un pequeño río de Patagonia, la máxima sigue vigente y las sorpresas de captura de bellísimos ejemplares mechados con llaveritos, incrementa el encanto de pescar, recorrer, vadear y explorar cuanto recodo, pozón y corredera se abre ante nuestros asombrados ojos, caminando aguas abajo de cualquier curso de agua cristalina u opaca que nos ofrecen esos hermosos paisajes nuestros, porque es ahí en donde puedo sentirme a pleno y compartir mi alma con quienes más quiero, para desarrollar el juego que mejor juego y que más me gusta.

Feliz temporada de pesca
Horacio
Fotos Raine



Categorías

Buscador