Acceso Premium

    Usuario:
    Contraseña:

Inicio
Cuenca del lago Cholila (Chubut)

El inicio de temporada se caracterizó por tener un buen clima la primera semana, para luego pasar a ser muy variable:

 

lluvia, seminublado, mucho viento, en general con buena temperatura.

El agua de los ríos se mantiene bastante fría: en el orden de los 9-11° C de acuerdo a los lugares visitados.

La semana inicial tuvo una constante: muy buena pesca. Tanto en el lago (en todas sus costas) como en el río Carrileufu y Rivadavia. En el lago AI y Fontinalis. En general bien flacas pero no por ello dejaban de ser buenos ejemplares. El promedio osciló en 1-1,5 kgs. La gran mayoría pescadas con líneas de hundimiento II o sinking tip. Las moscas w.b negras y blancas en tamaño #8.

Los mejores lugares por supuesto fueron la desembocadura del río Tigre, arroyos Pasto Miel y Turco, así como los juncales de las distintas márgenes del lago. Allí trabajaron bien las Marabou Damsel negras imitando a ninfas de libélulas.

El Carrileufu en estos momentos está bastante rápido, con aguas altas, difícil para ubicar los lies de los salmónidos. No obstante, obtuvimos buenas capturas en AI. En el orden de 1-1,3 kgs.

Pero la gema de la zona sigue siendo el Rivadavia. Si bien sus aguas todavía están altas y rápidas, la pesca fue muy buena la primer semana, tanto usando hundimiento (III o teenys 130) y w.b. negras y blancas; como usando flote en algunos pequeños sectores. En la junta de aguas y usando flote con Chernobyl en #6 y #4 las tomadas fueron espectaculares en el caso de Marrones.

Hacia la segunda semana, momento en que me uní al grupo de pescadores, el tiempo desmejoró bastante. Lluvia, viento, etc. Pero no ocurrió lo mismo con la pesca, la cual se incrementó sobremanera.

El lago en su vertiente Oeste nos dio resultados espectaculares en AI y Fontinalis, cobrando un promedio de 3-5 piezas cada pescador (éramos 6 pescadores) en un día.

El Carrileufu no nos dio tan buena cosecha, a pesar que elegimos una sección más lenta para flotarlo: desde el remanso hasta el Camping El Abuelo en Va. Lago Rivadavia. Una dos truchas por pescador fueron los resultados de un día nublado, ventoso y fresco. Las moscas de siempre: w.b. negras y blancas.

Nuevamente la excepción fue el río Rivadavia, que despertó con todo su potencial pesquero. La pesca fue espectacular, tanto de flote como de hundimiento: pasamos las 60 (sesenta) truchas entre 6 pescadores. Si bien el tamaño de las piezas fue razonable (1-1,5 ks) no logramos hacer subir las grandes marrones y salmones (encerrado) que se ubican en los pozones, en particular en la confluencia con el arroyo Colegual. Todavía está un poco difícil para flotarlo. La corriente está un poco fuerte para tratar de mantenerse en los mejores lugares.

Aún así el resultado de la jornada fue espectacular teniendo en cuenta que había otras balsas pescando el río.

Las moscas de la flotada: nuevamente las w.b. negras y blancas. Imparables.

Nuevamente las líneas de flote con Chernobyl hicieron de las suyas en las junturas de corriente.

Por mi parte, seguí probando mi "bucktail" con excelentes resultados en aguas rápidas y usando línea hundimiento III. En aguas lentas opté por w.b nombradas, agregando alguna amarilla, con buena respuesta.

En cuanto a los arroyos, nos dimos un tiempo para hacerle unos tiros al Colegual vadeándolo aguas debajo de la ruta provincial 71, que une Cholila con Esquel. Las aguas todavía están altas, de modo que los mejores resultados los obtuvimos en los pozones rápidos con hundimiento II-III y w.b. negras. Como nuestro propósito era tratar de llegar cerca del río Rivadavia donde los mejores ejemplares se encuentran, no paramos demasiado para cambiar líneas cuando lo requerían. Aún así en muy poco tiempo de pesca cobramos unas interesantes AI en los pozones. Las correderas no nos dieron resultados, ya que las truchas en su mayoría estaban comiendo ninfas en el fondo (a primera vista podíamos verlas comiendo con la aleta caudal inclinada para arriba).

En cuanto al arroyo Pedregoso -desemboca pocos metros aguas debajo del nacimiento del Carrileufu nos dio excelentes resultados tanto en su desembocadura como aguas arriba. A pesar de estar alto todavía y muy rápido, logramos engañar más de una AI en sus runs y cola de pozones.

La mayoría de las piezas cobradas fueron AI (casi todos machos) en el orden de los 40 - 45 cm. Muy interesantes portes para un arroyo pequeño. También nos regaló un bellísimo salmón de 40 cm que le puso un poco de pimienta a la pesca en este curso de agua.
Puedo decir que el inicio de temporada en la cuenca fue más que bueno, más aún teniendo en cuenta que hay bastantes pescadores visitando la zona. Esperamos poder aportar algún informe futuro para la primera quincena de diciembre. Hasta entonces y buena pesca.

Ah! No olviden pescar y devolver. Y cuidar nuestros parques. Por nosotros y nuestros hijos.

por Eugenio Rivademar
Informe del 8-25/11/03



Categorías

Buscador




Warning: getimagesize() [function.getimagesize]: Read error! in /home/flyfishing/domains/flyfishing-argentina.com/public_html/includes/pastillas/galerias/galerias.php on line 31
 
ejemplar de marron en el Carrileufu
ejemplar de marron en el Carrileufu