Acceso Premium

    Usuario:
    Contraseña:

Inicio
Caleufú, Quemquemtreu, Collón Curá, Malleo y Chimehuín

En estos días pasados no les escribí pues estaba juntando información que seguramente les servirá para programar sus vacaciones y escapadas de pesca. Esto es San Martín de los Andes en la provincia del Neuquén.

 

Enero 24, tiempo muy bueno y estable, templado-cálido a cálido, con poco viento. Los ríos están bajando despacio, para nosotros es una señal clara de que la temporada de buena pesca se prolongará.

Aguas altas buena pesca, o mucho pescado como ustedes quieran, pero como siempre hay que engañarlos para que piquen.

Comienzo visitando el río Caleufú en su parte inferior, el lugar es conocido con el nombre de El MONOLITO y es el que se encuentra mas alejado desde San Martín de los Andes por lo menos a lo que este relato se refiere. Fui con unos amigos, y esto es así pues se necesita de varias personas para sacar conclusiones del estado de un río, las diferentes técnicas y estilo de cada uno para pescar determinan este informe.

Utilizamos cañas # 6, 5 y 4. Usamos todo tipo de líneas, flote, intermedia y de hundimiento 2 y 4. Con respecto a las moscas utilizamos pequeños streamers y ninfas, como teníamos un viento considerable, no se produjeron eclosiones de insectos, privándonos de utilizar moscas secas. En este río hay una cantidad de truchas fenomenal, en general son medianitas con sorpresas de vez en cuando y de acuerdo a la capacidad y experiencia del que pesca.

En lo que a mi respecta les cuento que en 3 horas de pesca saque 16 pescados, la técnica que emplee fue utilizar ninfas lastradas (solo un poco), con una línea de hundimiento 2 y pescando las ninfas a la deriva muerta. Sostenía la línea muy suavemente entre los dedos y sentía como la mosca era tomada muy sutilmente, en ese momento levantaba la caña y se producía la clavada, también se puede utilizar indicadores de pique para esta técnica de pesca con ninfas.

Cuando volvíamos pasamos por el arroyo Quemquemtreu, éste esta orientado de oeste a este y desagua en el Collón Curá. Buscamos en primer término en su lecho que tipo de comida abunda coincidiendo todos en que las piedras estaban llenas de casitas de caddis, en menor cantidad caracoles muy chiquitos y alguna que otra pancora. El arroyo en este momento trae suficiente cantidad de agua como para albergar una cantidad importante de peces, pero nosotros no pudimos sacarle entre los cuatros más que una docena en media tarde, la razón la desconocemos, suponemos que tiene que tener buenos ejemplares.

Como el resto de la tarde se lo pensábamos dedicar al Collón Curá hacia allí fuimos. Este tiene mucha agua, sus brazos que en este momento son muchos, es donde debemos pescarlo, a no asustarse y a serenarse mirando detenidamente los cambios de agua que se producen fruto del encuentro de éstos. Tuvimos que caminar bastante pero también pescamos mucho, utilizamos para ello equipos 6 y 7, líneas de hundimiento 4 y moscas del número 8 al 4, en general Woolys verdes y también combinaciones con rojo y negro fueron las que más funcionaron. Las truchas en general fueron arco iris entre 800gr. y 1 kg. mezcladas salieron también algunas percas.

El lugar más rendidor fue el paraje llamado La Balsa enfrente a la ruta de asfalto, a este lugar fui después varias veces, repitiendose similar pesca.

Río Malleo, estuve relevándolo en lo que va del mes 4 veces, si bien los comentarios de mis colegas son en general que esta bueno y que sacaron pescados importantes, yo no puedo decir lo mismo porque sencillamente no me ocurrió. Para mi todavía esta un poco rápido y si a esto le sumo que en los primeros 15 días del año tuvimos unos vientos fuertes que me impidieron pescar con secas tengo que decir que hay que esperarlo unos días más para que este óptimo, tal ves este fin de semana.

El Chimehuín ¡qué río! fui en 6 oportunidades y en todas pesque, esta todavía un poco rápido para el normal pescador de mosca que quiere caminarlo y cruzarlo. Utilice en casi todas mis salidas caña # 6 y en una sola la # 5, líneas de hundimiento 2 con pequeños streamers, pesque entre muchas, 2 marrones plateadas una de 1.500 gr. y la otra un macho cercano a los dos kilos o más, Uds. preguntarán ¿porqué plateadas en enero en el Chimehuín? pues porque tiene mucha agua. Que buen fin de temporada se vislumbra si continúa esta cantidad de agua. El lugar, allí nomás entre la Curva del Manzano y el Pool de Dolores, moscas Wooly verde tostada anzuelo # 8 9672 de Mustad.

Ayer fui nuevamente por la tarde con Nacho y Sebastián a buscar una marrón de esas que yo llamo... marrones asesinas... por lo brutal de su ataque. Entre en el Chimehuín aguas abajo del pueblo, tenia armada la caña # 5 de 9 pies, con shooting de hundimiento 4 leader de 7 pies y moscas tamaño 8, camine y fui pescando de vez en cuando alguna trucha; a este río, uno lo debe respetar porque sino no entrega pescado y lo digo seriamente, cuando usted se amiga con el luego de ir varias temporadas tiene muchas satisfacciones.

Bueno continúo, para ubicarlos estaba antes del pozo al que llaman "el de los loros", tenemos allí una arboleda fenomenal y el río en ese lugar se divide en varios brazos , fue allí, justamente donde se juntaban dos de esos brazos y con el agua a punto de llevarme (como queriendo asustarme y que desista de pescarlo) donde tuve un tremendo pique. Atine a sujetar la caña que se quería escapar de entre mis manos corrió un poco aguas abajo, cuando de pronto saltó por primera vez, no la pude ver, pero el ruido que hizo al caer me decía a las claras que era grande. Mire y vi en una fracción de segundo que mi situación era pésima, si me movía un paso, mi río, el Chime, me llevaba y si no, era casi imposible que sacara semejante pescado. Así que opte por frenar el reel y forzar a la marrón para que no se vaya aguas abajo donde caían las ramas de un mimbre casi hasta el agua, mientras yo pensaba todo esto salto dos veces más y allí si la vi pesaría unos 3 kg. y que linda era!, la prepié una vez más y se dejo meter en un remanso chiquito allí cerquita mío, pero fue demasiada la presión y la mosca se salió de su boca para dejarla ir, seguramente se había desgarrado el pellejo que recubre el hueso cosa muy común entre las marrones. Me quede quieto callado mirando el agua y dando de alguna manera gracias por esa emoción, todo se habría resuelto de igual forma nada más que se fue, un poquito antes de lo que yo hubiese querido, en fin. Mire mi mosca una Muddler Minnow modificada con alas rojas regalo de Jorge Iglesias un gran atador y amigo de y para toda la vida, estaba enterita, la enjuague un poco, la sacudí para secarla y la guarde para volverme despacio al auto fijando en mi mente el regalo de ese día, ¡que río el Chimehuín!.

Resumiendo... Caleufu mucho pescado, para mi el mejor para los que no están muy duchos con aguas altas. Chimehuín con buenos pescados y la sorpresa en cualquier momento.

por Muddler Minnow
24/01/2001




Artículo Relacionados
Malleo abajo
Uno de los ríos trucheros más renombrados de la Patagonia norte es el Malleo,

Categorías

Buscador



Relacionados