Acceso Premium

    Usuario:
    Contraseña:

Inicio
Río Pico

Amigos que concurren asiduamente a este lugar como Rogelio Durán nos habían advertido de la rigurosidad del clima,

 

otros que han ido menos veces pero que también sufrieron las habituales inclemencias del tiempo por esa zona nos recomendaron llevar abrigos varios y ropa para lluvia. Tanto repiqueteaban en mi mente las palabras de los conocedores que esta vez, a diferencia de mis múltiples viajes de pesca por la Patagonia llevé dos bolsos, la mochila y el bolso de pesca con cañas y trastos elementales y variados como líneas, reeles, cajas de moscas, etc.

Parece ser que mis compañeros de viaje tenían comentarios similares ya que cuando nos encontramos en Retiro para tomar el micro grande fue nuestra sorpresa al contar los bolsos: éramos 3 y despachamos 7 bultos, pero además cada uno de nosotros llevó consigo su mochila y/o bolso de mano y su bolso de pesca. Parecía que nos mudábamos, no que íbamos tan solo por 6 días.

Las predicciones climáticas de todos nuestros conocidos por supuesto que no se cumplieron y un bolso y medio de ropa, en promedio, fue y vino sin ser tocado, solo más arrugado y lleno de tierra, pero no usado. Seis días espectaculares tanto por el clima como por la pesca y la camaradería reinante. Quedan los recuerdos de los gratos momentos pasados y la promesa, no siempre realizable de volver por más.

El lugar elegido fue el Lago 3, a 20 km. de la localidad de Río Pico, en la provincia de Chubut. Paramos en las cabañas municipales, una cordial atención y servicios aceptables para pescadores, quizás le falten mejoras en los baños y la provisión de toallas y otros utensilios menores pero todo se disimula cuando la pesca es buena, la compañía muy grata y la vista espectacular. Eso de estar a 100 metros del lugar de pesca es inigualable.

Como mencionamos al principio el tiempo estuvo espectacular, con máximas de hasta 28 grados por la tarde y totalmente despejado. El primer día fue el mejor en cuanto a la pesca y la misma fue declinando a medida que nos acercábamos a la luna llena y el calor se hacía cada vez más agobiante. El lago (a decir de los que más lo conocen) estaba muy alto y fuera de su contorno habitual, poco viento e ideal para la pesca desde flotadores personales, en algún momento contamos más de 20 pescadores flotando en esos adminículos, imprescindibles cuando no se cuenta con una embarcación. Una tarde me puse a hablar con una pareja que estaba acampando en el lugar, me llamó la atención que la mujer estuviera atando moscas y me acerqué, estaban de luna de miel y ambos pescaban en sendos flotadores personales, el sueño de todo pescador hecho realidad, felicitaciones al reciente marido, se llevó una joya.

Una tarde fuimos hasta el río Pico, hicimos unos 8 Km. por un camino difícil de transitar debido al barro y lo precario del camino, la idea era llegar a la unión del Pico con el Nilson, lamentablemente el río estaba muy turbio y consideramos una pérdida de tiempo y esfuerzo caminar los más de 3 km. hasta el lugar mencionado, solo llegamos hasta donde el arroyo Pampita vuelca sus aguas al Pico y allí pudimos comprobar como el agua clara de este pequeño arroyo marcaba lo opaco del río más grande al "limpiar" con la escasa fuerza de sus aguas aproximadamente un metro de agua para marcar claramente la diferencia de color, allí se ponían algunas truchas esperando el alimento que el arroyito traía, pudimos sacar algunas pocas hasta que el lío que se produjo en tan reducido espacio terminó por ahuyentarlas.

Como dije, el pique estuvo muy bueno el primer día y fue declinando a lo largo de las cuatro jornadas que le dedicamos al lugar, prácticamente toda la pesca se hizo con líneas de hundimiento profundo y streamers pero los últimos dos días hubo que extremar recursos e ingenio, afinando el tippet y utilizando pequeñas ninfas que arrastrábamos por el fondo obtuvimos algunas capturas adicionales, claro que así también tuvimos varios cortes por piques violentos y enganches en las algas pero como con streamers el pique había declinado esa fue la única opción posible.

Las mejores moscas fueron streamers en tonos naranja y como ninfa la ya famosa GPS de mi amigo Eduardo Bresba, pregúntenle a el como se ata o consigan el penúltimo boletín mosquero de la AAPM donde está la forma de atarla. Esta misma mosca y utilizada por su creador también brilló en el lago Futalaufquen y en el arroyo Nant & Fall, pero esa es otra historia.

Sólo me resta hacer una aclaración sobre los motores de dos tiempos. Como todos sabemos el reglamento desde hace algunos años viene avisando que a partir de la próxima temporada no se permitirá más el uso de motores convencionales de dos tiempos, en la jurisdicción de Chubut esto se adelantó para este año pero debido a algunas gestiones que realizaron pescadores y guías de la zona fueron autorizados a utilizarlos.

Héctor Gugliermo
diciembre 2005




Artículo Relacionados
Una reina en la Patagonia
El sol alumbraba con timidez el escenario de la cordillera que, coronada por negros nubarrones presagiaba para las próximas horas...
Lago 3 - Chubut
Este cierre de temporada significó para mí la oportunidad de conocer una zona de la que tenía muy buenas referencias en materia de pesca con mosca pero que me había sido esquiva por distintas razones.

Categorías

Buscador





Warning: getimagesize() [function.getimagesize]: Read error! in /home/flyfishing/domains/flyfishing-argentina.com/public_html/includes/pastillas/galerias/galerias.php on line 31
 
Juan y una de sus múltiples capturas
Juan y una de sus múltiples capturas
Gaby, día clamo, pescamos 3 desde la embarcación
Gaby, día clamo, pescamos 3 desde la embarcación
Héctor, la mejor captura con blonde naranja y negra
Héctor, la mejor captura con blonde naranja y negra
Facundo con la única marrón de la salida
Facundo con la única marrón de la salida
Néstor, otro lindo ejemplar del lago 3
Néstor, otro lindo ejemplar del lago 3
Eduardo y otra víctima de la GPS
Eduardo y otra víctima de la GPS
pescar desde belly boats es práctica habitual en el lago 3
pescar desde belly boats es práctica habitual en el lago 3