Acceso Premium

    Usuario:
    Contraseña:

Inicio » Notas » Personajes y Relatos
Correntoso

Hay quien dice que eres demasiado corto como para merecer llamarte río, y sin embargo yo, con otros ojos, solo veo que naces río y río mueres, aunque parado en la orilla de tu nacimiento, te vea morir y parado en la orilla de tu muerte te vea nacer.


¿Que tan largo debes ser para contar con ese derecho, como que tan larga debe ser mi vida para que pueda llamarse vida?

¿Es la longitud lo que lo determina?, ¿o la calidad que la ilumina?

Si allí donde comienzas a moverte, es nacer, así me gustaría haber nacido, desprendiéndome en silencio del agua tendida y más abajo en el torrente, largar el primer llanto de la vida.

Y si allí donde comienzas a frenarte, es que te mueres, perdiéndote en el lago con pequeños torbellinos negándose a su suerte, entonces, así quiero que sea mi muerte.

Porque no es un principio, pero tampoco un final, no es quedarse, pero tampoco perderse, no es olvidar ni llorar, es solo cambiar de forma cuando lo que viene detrás, viene por el mismo cauce.

Amo el ruido permanente de tus aguas, tus rocas, la cascada, el pozo de la pileta, los árboles que te adornan, las golondrinas que vienen y van, la sombra del Arrayán, y amo también cuando a veces, canta el zorzal. Creo que tienes todo lo que debe tener un río para ser río, aunque seas demasiado corto.

Por eso, yo en tus orillas busco aprender de ti, busco imitarte y enriquecer mi vida, tanto como para que no me preocupe que tan larga deba ser, para ser "vida".

por Flyheart, querido amigo Gallego García
1954 - 2009



Categorías

Buscador